Pese a que ayer anotó contra Paraguay y parece haber consolidado su lugar, existe la posibilidad de que Javier Hernández no integre a la Selección Nacional durante la Copa de Oro…

Y no porque Gerardo Martino le considere incapaz.

La australiana Sarah Kohan, recientemente casada con el Chicharito, entrará a la semana 36 de su embarazo en junio, mes en el que se efectuará el certamen de selecciones de la Concacaf, por lo que es probable que le solicite al Tata no ser considerado para el evento, sobre todo porque se tratará de su primer hijo.

A diferencia de otros permisos absurdos, éste parece entendible.