En redes sociales circula la siguiente historia a la que han llamado, «el Icardi mexicano». Es de esta manera.

Martín Rodríguez, exjugador de Cruz Azul, ahora en Pumas, ha borrado de sus redes sociales todas las fotos con la modelo chilena Alejandra Valdés, su exnovia.

Hasta ahí todo normal. Lo que no ha podido borrar es el tatuaje que se hizo de su rostro en uno de sus brazos.

Y lo que tampoco puede olvidar es quién le «bajó» el cariño de la dama.

Se trata del jugador de Cruz Azul de la Sub 20 Luciano Lionel Bocco, de apenas 18 años, con quién compartió equipo hace apenas unos meses.

Por eso es un Icardi (traducción: quitarle la novia o la mujer a un compañero de equipo).

Dicen que por esa razón, Rodríguez bajó su rendimiento en Pumas, bueno… cuándo lo tuvo arriba, tan es así que quiere regresar a su país.

Otros dicen que esto no es más que «karma», ya que Martín le quitó la dama a otro jugador, Felipe Flores, que ahora juega en el Antofagasta, pero lo traicionó cuando ambos militaban en el Colo Colo. Una auténtica telenovela…