Los Tigres siguen con paso firme en la Copa Libertadores; el equipo mexicano venció 1-0 al San José boliviano para mantenerse invicto y en la cima del Grupo 6 de la competencia.

Desde los primeros minutos del juego en el Estadio Jesús Bermúdez, los felinos supieron controlar los tiempos del partido y, cuando se vieron exigidos, contaron con la gran actuación de Nahuel Guzmán, quien atajó un penalti y desvió de manera increíble un disparo en la agonía del encuentro.

La solitaria anotación de Amaury Escoto llegó cuando corría el 39′, el atacante sólo tuvo que empujar un centro raso en el área para firmar el 1-0.

El conjunto local tuvo la opción clara del empate, sin embargo, el portero Carlos Lampe falló su cobro de penalti al 76′. El guardameta del San José vio cómo su rival le detuvo el primer intento y, tras un rebote, mandó su disparo a las nubes.

El meta felino todavía se dio tiempo de hacer una desviada en el último minuto del partido con el que Tigres confirma su buen paso en el certamen.