Padilla, Tamaulipas.- Con la finalidad de impulsar la citricultura en Tamaulipas el Gobernador del Estado, Egidio Torre Cantú, en coordinación con la Secretaría de Desarrollo Rural dieron inicio al programa de “Fertilizante a Citricultores del Sector Social 2014”.

Carlos Solís Gómez, Secretario de Desarrollo Rural, dio a conocer que la producción de cítricos es una actividad económica predominante en la región centro de Tamaulipas. Así lo acreditan más de 35 mil hectáreas establecidas con este tipo de cultivos, que pertenecen a los municipios de Güémez, Hidalgo, Llera, Mainero, Padilla, San Carlos y Victoria.

En su discurso, puntualizó que con el programa estatal de apoyo a la fertilización para productores del sector social, en lo que va de la presente administración, se entregaron más de 5 mil 800 toneladas de fertilizante granulado y foliar, con impacto favorable en la producción de 250 mil toneladas anuales de fruta, en beneficio de 4 mil productores citrícolas y sus familias.

El Gobernador Egidio Torre Cantú dijo que se está haciendo entrega de estos apoyos en tiempo y forma, como lo habían solicitado los citricultores para seguir engrandeciendo el campo tamaulipeco “y así consolidar nuestro gran proyecto, el Tamaulipas que todos queremos”.

En esta ocasión se realizó una inversión de 10 millones 353 mil pesos, para distribuir mil 435 toneladas de fertilizantes granulados y foliares a productores citrícolas, mismos que serán aplicados en 18 mil 500 hectáreas, con lo que se está beneficiando a 4 mil 170 productores de naranja, toronja, mandarina y limón.

Para concluir, Solís Gómez destacó que las inversiones conjuntas entre los diferentes ordenes de gobierno y productores han dado resultados en diferentes aspectos como es el mejorar la mecanización de labores de cultivo en 5 mil hectáreas de predios citrícolas; la instalación de sistemas de riego tecnificado en una superficie que supera las 1 mil 600 hectáreas; la operación ininterrumpida de las campañas fitosanitarias contra moscas de la fruta, virus de la tristeza de los cítricos y HLB; así como el impulso a la agregación de valor con 17 obras de infraestructura y equipamiento para manejo post – cosecha.