Houston, Texas.- Los miembros de la tripulación de la Expedición 39 regresaron a la Tierra después de permanecer 188 días en el espacio, completando un viaje de 79 millones de millas y más de 3.000 órbitas a la Tierra desde su lanzamiento a la Estación Espacial Internacional en noviembre.

La nave espacial rusa Soyuz TMA-11 trajo de regreso a casa al cosmonauta ruso Mikhail Tyurin, al astronauta de la NASA Rick Mastracchio y al japonés Koichi Wakata. La Soyuz aterrizó en la estepa de Kazajstán la madrugada del miércoles a la 1:58 GMT. Los helicópteros que llevaban al equipo de rescate ruso y personal de la NASA llegaron poco después del aterrizaje para ayudar a salir a los tres tripulantes, que posteriormente fueron examinados por el equipo médico.

La Soyuz se desacopló del módulo Rassvet de la ISS el martes a las 22:36 GMT, para posteriormente comenzar el viaje de regreso a la Tierra. El desacoplamiento marcó el final de la Expedición 39 y el inicio de la Expedición 40, bajo el mando del astronauta de la NASA Steve Swanson. Wakata, el primer comandante japonés de la Estación, pasó el timón del complejo orbital a Swanson durante una ceremonia de cambio de mando el lunes por la tarde.

Swanson y sus compañeros de tripulación, Alexander Skvortsov y Oleg Artemyev de Roscosmos, operarán la Estación como una tripulación de tres personas durante dos semanas hasta la llegada de tres nuevos miembros de la tripulación – Reid Wiseman de la NASA, Max Suraev de Roscosmos y Alexander Gerst del Agencia Espacial Europea.

El trío de nuevos ingenieros de vuelo, que están terminando las actividades previas al vuelo en la Ciudad de las Estrellas, Rusia, viajará al Cosmódromo de Baikonur en Kazajistán el jueves para comenzar la recta final de los preparativos para su lanzamiento a la Estación Espacial Internacional el 28 de mayo.

ejb