Altamira, Tamaulipas.- Una madre de familia vive la peor de sus pesadillas, pues su hija, una pequeña alumna fue abusada sexualmente y no conforme con eso, ninguna escuela la acepta. De acuerdo con la declaración de su madre un maestro de la menor habría abusado de ella en una escuela primaria ubicada en la ciudad de Altamira, en el estado de Tamaulipas.

“Pareciera que está boletinada”, señaló la abogada de la madre de familia. Incluso han pedido la urgente intervención del gobernador de Tamaulipas a través de las redes sociales, ya que “revictimizan a la menor al no otorgarle un lugar en una primaria”, y es que el argumento que reciben es que no hay cupo en ninguna institución educativa pública, informó Reporte Noreste.

Asimismo, la abogada señaló que las escuelas no atienden los oficios ni peticiones del DIF Altamira para que se le de brinde acceso a la educación, un derecho que tienen todos los niños.

“Vamos a presentar una denuncia ante derechos humanos por la violación de los derechos de esta pequeña, que no puede ser inscrita en ninguna escuela, desde octubre del año pasado se ha estado batallando porque no le permiten que ingrese a otra escuela con el argumento de que no hay cupo. El Crede (Centros Regionales de Desarrollo Educativo) trasladó el oficio al supervisor de la zona y de las seis escuelas que le corresponden, en ninguna quieren a la niña se inventan mil pretextos para no recibirla”, dijo la abogada.

La madre dijo que este lamentable hecho ocurrió en octubre del año pasado. Dijo haber denunciado al profesor, quien aseguró es familiar de una supervisora escolar, por lo cual intuyen que está protegido y han implementado un tipo de represalía contra la niña.

Sin embargo confía en que pronto se resuelva el caso, por lo pronto la menor recibe ayuda psicológica y esperan justicia.