Un residente del fraccionamiento Lomas de Guadalupe, quien trabaja para la farmacia Guadalajara,  se salvó milagrosamente de morir, luego de que al circular a exceso de velocidad en su motocicleta terminó chocando en la parte posterior de una camioneta en hechos ocurridos la mañana de hoy sobre el puente del Río San Marcos  frente a la vieja torre de cristal.

Alertados por los testigos, al sitio acudieron a las 9:35 horas paramédicos de la cruz roja quienes le brindaron los primeros auxilios al lesionado que dijo llamarse Tomás Emmanuel Limón González de 22 años de edad, con domicilio en la calle San Carlos número 1167 del fraccionamiento Lomas de Guadalupe.

Tras ser valorado, al lesionado se le diagnosticó golpes contusos en varias partes del cuerpo, fractura de pierna izquierda, fractura en brazo derecho, escalpe en la cabeza en el lado derecho, por lo que fue llevado a recibir atención médica a la sala de urgencias del seguro social, donde es reportado como estable.

En los momentos que era atendido el lesionado dijo trabajar para la farmacia Guadalajara ubicada en las calles del ocho ceros Bravo a donde se dirigía en esos momentos.

Fue el perito vial Homero Walle Juárez quien se encargó de tomar conocimiento de los hechos y señaló como responsable al mismo lesionado quien circulaba en sentido de sur a norte a bordo de una motocicleta Kurazai color negra modelo 2010 desplazándose a exceso de  velocidad sobre el boulevard Fidel Velázquez Sánchez, pero al llegar al puente no se percata que las unidades que iba delante de él se encontraba haciendo alto, terminado por impactarse en la parte posterior de una camioneta Ford modelo 1979.

Esta unidad que se desplazaba en la misma dirección, era conducida por el desempleado Ramiro Reyes García de 60 años de edad, con domicilio en las calles del 12 Ceros Julián de la Cerda número 1961 de la colonia Horacio Terán y quien dijo que se dirigía a la oficina fiscal a sacar su licencia, pero detuvo su marcha debido a que había mucho tráfico en esos momentos sintiendo solo el fuerte golpe.

Al momento del impacto el motociclista pierde el control y se estrella contra el barandal de protección del puente para salir proyectado hacia adelante  sobre la banqueta golpeándose contra el protector metálico, lugar en donde fue atendido.

El perito vial  estimó los daños materiales en varios miles de pesos, y solicitó el apoyo de una grúa particular para trasladar las unidades a los patios del corralón.