Matamoros, Tamps.- La Procuraduría General de justicia de Tamaulipas informó que fue vinculada a proceso a Ahisury Wallali “N”, por el delito de abuso de autoridad y discriminación en contra de un menor de edad.

La mujer, quien se desempeñaba como maestra de primaria, fue denunciada luego de que tapó la boca a un niño con cinta color canela para luego tomarle fotografías y exhibirlo en su cuenta de Facebook. En la publicación adujo que el castigo fue porque el menor no se callaba en la clase.

Los hechos ocurrieron en la escuela primaria “Alberto García Tavizon” de la Ciudad de Matamoros, el
pasado 14 mes de marzo.

Tras la denuncia hecha por los padres del menor, la Procuraduría General de justicia de Tamaulipas inició una investigación y el Juez de control vinculó a proceso a la imputada y estableció cuatro meses de prisión como medida cautelar, después de que el Ministerio Público presentara pruebas suficientes que muestran la probable responsabilidad de la imputada en el citado delito.