Por: Eduardo Castillo Mtz.

 

Por considerarla una reforma ambigua, que deja muchos puntos a la interpretación y tendencias oscuras, el Partido Nueva Alianza en Tamaulipas apoyará a la Sección 30 del SNTE en las acciones encaminadas a hacer valer los derechos de los mentores ante una mala reforma laboral y educativa.

Entrevistada a las 9:00 horas de hoy en la sede del PANAL en Victoria, la secretaria general de este organismo político en Tamaulipas, Erika Crespo Castillo, dijo que el amparo del magisterio es contra la reforma laboral y educativa, ya que el documento es meramente administrativo y no tiene nada que ver con la educación.

“Por eso se llevaron a cabo los amparos y no únicamente por el SNTE, sino por muchos sindicatos, pero el SNTE tiene mayor membrecía y finalmente son acciones donde la clase trabajadora, les decimos a los diputados que tienen que prestar atención a lo que están aprobando”, indicó.

Sostuvo que en el trabajo legislativo, los representantes populares no están protegiendo los intereses de los mexicanos, “tienen que entender, que deben ser nuestra voz en el congreso federal”.

¿Cuál es el punto del tema?

“Son dos puntos en el caso de las manifestaciones para defender a la escuela pública, uno es la permanencia que se está condicionado, la palabra permanencia, donde queda eso muy abierto, muy ambiguo, no se define bien, incluso la evaluación misma al magisterio; no estamos en contra de la evaluación, pero no se define, y por otro lado está la cuestión de la autonomía hacia las escuelas”, respondió.

En este sentido, afirmó que es una forma de abrir las escuelas hacia la oferta y la demanda, es decir privatizarlas, “para que lleguen empresarios y puedan ofrecer educación, y de cierta manera, de forma oculta, quien tendrá que hacer esa manutención son los padres de familia”.

Señaló que si el gobierno en verdad desea tener la rectoría de la educación pública, tiene que empezar por decir cuánto presupuesto tiene para aplicarlo a los diferentes órdenes de gobierno y no que los padres de familia elijan y que ellos mismo tengan que mantener esas escuelas.

“Se tiene que definir todo el documento, para saber a qué se refiere la apertura de de las escuelas o la permanencia de la plazas laborales; que nos digan cómo van apoyar a la educación, porque la reforma no contempla ninguna obligación del gobierno ni establece el presupuesto que se va aplicar y eso es algo que sigue adoleciendo la escuela pública”, concluyó.