Ciudad Victoria, Tamaulipas.- Dos semanas después de que venció el plazo para emigrar a la facturación electrónica, el cierre de negocios en la capital tamaulipeca es una realidad ante la incapacidad de los comerciantes para alinearse con las nuevas reglas fiscales.

La regidora en el Ayuntamiento capitalino e integrante del consejo local de la Cámara Nacional de Comercio (Canaco), Gabriela Abigail González Caballero dijo que aunque no hay una cifra exacta a la fecha, se sabe de boca en boca que los cierres son una realidad.

“Sí, sabemos que ya ha habido cierres de negocios, algunos fue simplemente el temor a lo desconocido, a lo que representa la reforma fiscal y en otros fue por incapacidad de los negocios”, señaló.

La facturación electrónica impactó de manera directa a 25 mil personas físicas registradas como causantes en esta entidad. Algunos comercios grandes, dijo, hace tiempo migraron a la facturación electrónica, la mayoría no lo ha hecho, esto por el tamaño del negocio, los grandes ya lo implementaron los pequeños no por diferentes motivos.

“Hubo quién lo dejó para el ultimo y al final se le vino el tiempo encima, siempre la queja ha sido el poco tiempo, por eso se insistió en la prórroga, había muchos que no tenían una negativa a no querer entrar al régimen, pero el tiempo no les alcanzó”, comentó.

vmp