Por: Ismael de Leija

Ciudad Victoria, Tamaulipas.- Pese a que en sus obligaciones está el proponer, mejorar y hacer cumplir de la Ley de Transparencia y Acceso a la Información de Tamaulipas, los comisionados del ITAIT (Instituto de Transparencia y Acceso a la Información) no logran que los organismos gubernamentales cumplan con el objetivo de revelar la información pública.

De acuerdo al Manual de Organización y Funciones del propio Instituto, el Comisionado Presidente tiene entre sus múltiples funciones el promover entre los organismos públicos la Cultura de la Transparencia.

Pero el jugoso salario de 112 mil 282.36 pesos que cobra Juan Carlos López Aceves, no es motivo suficiente para que logre hacer que al menos, los municipios de Tamaulipas cumplan con “subir” la información pública de oficio a sus portales de Transparencia.
Los otros comisionados, Rosalinda Salinas Treviño y Roberto Jaime Arreola Loperena, tampoco hacen mucho pero por igual se embolsan la cantidad de 94 mil 682.36 pesos cada mes.

Anualmente, los tres funcionarios cuestan al erario público 3 millones 619 mil 764.96 pesos, que evidentemente no justifican.

Municipios en la opacidad, no hay quien los obligue

Basta con echar un vistazo a los portales de internet de los 43 municipios del Estado, donde abundan las páginas desactualizadas, con enlaces que no funcionan y la información incompleta.

En otros casos, aun cuando ya pasaron más de 4 meses del arranque de las actuales administraciones municipales, los portales que aparecen son anteriores, de los ejercicios 2013-2016.

Como es el caso de Valle Hermoso, donde el apartado de Transparencia aún se encuentra inactivo o el de San Fernando, que simple y sencillamente carece de una página web.

Algunos de los municipios que no acatan la Ley de Transparencia son:

-Abasolo, página incompleta, sin apartado transparencia
-Altamira, apartado de transparencia incompleto
-Antiguo Morelos, página incompleta, sin apartado transparencia
-Hidalgo, apartado de transparencia incompleto
-Miguel Alemán, apartado de transparencia desactualizado
-Reynosa, apartado de transparencia incompleto
-Río Bravo, apartado de transparencia incompleto
-Xicoténcatl, apartado de transparencia incompleto
-Villagrán, apartado de transparencia incompleto
-Victoria, apartado de transparencia incompleto
-Soto La Marina, apartado de transparencia incompleto

López Aceves y las multas que no llegaron

En 2015, tras la presión de la opinión pública por los nulos resultados del ITAIT, Juan Carlos López Aceves aseguraba a los medios de comunicación que para el siguiente año, 2016, los entes públicos que no cumplieran serían acreedores a sanciones y multas económicas.

El Comisionado Presidente del Instituto fue tajante en señalar que “ni la falta de recursos humanos, materiales o de recursos podrá ser excusa, luego que la nueva Ley de Transparencia faculta a los organismos estatales garantes, en este caso al ITAIT, para sancionar al funcionario responsable de esta omisión”.

Y anunciaba multas económicas de 150 a los mil 500 salarios mínimos para los funcionarios responsables de proporcionar la información; multas que evidentemente, nunca se realizaron.