Alrededor de 270 comerciantes de puestos fijos y semifijos serán afectados ante la desaparición del régimen de pequeños contribuyentes.

Su dirigente Juan Suárez Godoy, declaró que el nuevo Régimen de Incorporación Fiscal será la consecuencia para que los agremiados acudan a la informalidad.

“Pues muchos de los compañeros ya lo han comentado que prefieren irse a la informalidad y dejar de pagar las cuotas a las que ya estábamos acostumbrados”, aseguró.

Suárez Godoy comentó que la expedición de comprobantes fiscales electrónicos es imposible, ya que muchos no tienen conocimiento de las herramientas básicas de computación.

“Mire muchos no tienen computadora y algunos ni siquiera conocimientos de computación. Son comerciantes que van al día, que vienen de familias de comerciantes que no saben nada de máquinas, ellos saben de ventas y números, no de andar en eso”, precisó.

Recordó que de forma anual realizaban un pago de 300 pesos a la Oficina Fiscal y al Ayuntamiento local.

Mientras que la nueva disposición los obligará a entregar tarifas bimestrales que van de 192 a 35 por ciento, según el monto de los ingresos cuando se cobren en efectivo además de declaraciones bimestrales vía Internet.