CIUDAD VICTORIA.-El rector de la Universidad Autónoma de Tamaulipas (UAT), Carlos Enrique Etienne Pérez del Rio cumplió su compromiso de efectuar una limpia general en la institución y echó a más de 400 personas, entre maestros y administrativos “protegidos” que cobraban sin trabajar.

Con esta depuración de personal, la UAT demuestra que la limpia va en serio “porque no se puede permitir que haya gente, incluyendo maestros, que estén cobrando sin hacer nada y eso, desde que tomé protesta, lo he tenido muy presente”.

Etienne Pérez del Río citó que las 400 bajas de la UAT han representado un ahorro muy significativo en la nómina universitaria “que anualmente eroga más de dos mil 700 millones de pesos en sueldo, y también ha permitido la recategorización de muchos maestros”.

Recordó que anteriormente era muy frecuente escuchar a los alumnos mencionar que los maestros llegaban tarde o simplemente no se presentaban a dar clases.

“Los ‘aviadores’ han disminuido a la mínima expresión, ya que incluso el comentario que he  recibido de los propios alumnos es que no tienen maestros que lleguen tarde”.

Estas acciones continuarán desarrollándose de manera permanente, dijo el rector, tras afirmar que “por fortuna esto no ha generado ningún tipo de demanda por parte de quienes fueron dados de baja”.

El pasado mes de diciembre, Carlos Enrique Etienne Pérez del Río tomó protesta como rector de la UAT, y ese día prometió que respondería a la comunidad universitaria.

En declaraciones posteriores, advirtió a todos los que han vivido a costa de la Universidad, como los maestros deshonestos o personal administrativo que cobran sin trabajar, a que salieran voluntariamente de la institución, pues habría una limpia general.