Los maestros y directivos que condicionen la preinscripción a una cuota o aportación voluntaria serán despedidos, anunció el secretario de Educación Diódoro Guerra Rodríguez, quien sentenció que además enfrentarán un proceso penal por desacato a la Ley de Educación reformada el año pasado.

Del uno al 15 de febrero se realizarán las preinscripciones para preescolar, primaria y secundaria, y con la reforma a la Ley Educativa quedó prohibido el condicionamiento de la educación a cualquier cuota o aportación.

“Eso está muy claro, está estipulado, ya a nivel constitucional, a nivel de la ley general nosotros lo hemos difundido ampliamente, que no se puede establecer ninguna relación de las aportaciones que tengan los padres con el ingreso de los alumnos”.

“Los directores tienen una prohibición expresa de hacer solicitud alguna, nada tiene que ver el proceso de preinscripción, que estos son la ubicación geográfica o que tengan algún hermanito en la escuela, peor nada relacionado con las aportaciones de padre de familia”.

Los docentes que incurran en condicionar la pre inscripción, se harán merecedores a una sanción administrativa por parte de la SET, pero además, se les entablará un proceso penal.

“Pues van a ser sancionados por que la ley ahora establece que está prohibido y sí ahí lo definen hay una sanción”.

“El tipo de sanciones van desde el desacato, incumplimiento a la ley y los turnaremos a las autoridades correspondientes para que vean de qué manera lo tipifican y lo sancionan”.

Manifestó que en el ciclo escolar pasado se presentaron unas 30 denuncias por el cobro de cuotas escolares.

“El año pasado no teníamos la ley, ni la reforma, entonces ya se elevó a ese rango”, expuso.

“Hubo dos o tres decenas de quejas, pero que al final esto ya ha permeado en la comunidad educativa y hay un conocimiento muy claro de la ley”.