Redacción/ Últimas Noticias

Ciudad Victoria, Tamaulipas.-El caso de la banda de policías federales “secuestradores” de Matamoros ha dado un duro golpe a la credibilidad de las instituciones y ha puesto en duda los estrictos controles de confianza que el Gobierno Federal asegura aplicar a sus cuerpos de ley, expreso Héctor Hugo Gutiérrez Treviño, Vicepresidente de la Federación de Cámaras de Comercio del Estado de Tamaulipas (FECANACO)

Gutiérrez Treviño, expresó que estos mismos policías que estaban privando de su libertad a empresarios y extorsionándolos formaban parte del equipo que recién había llegado para reforzar la seguridad, a promesa directa del Secretario de Gobernación Miguel Ángel Osorio Chong en su última vista a nuestra ciudad.

Estos federales encargados de hacer valer la ley son los que se encargan de llevar a cabo los operativos omega y noreste implementado por el gobierno federal para detectar vehículos robados o personas dedicadas a actividades ilícitas, dijo el Vicepresidente de Fortalecimiento Comercial de las Cámaras de Comercio Tamaulipecas.

No confiamos en las autoridades federales por lo tanto la FECANACO solicita al presidente de la República y al titular de SEGOB la suspensión de estos operativos en Tamaulipas que en la práctica presentan un alto riesgo de prestarse a “actos de corrupción” ante la poca confiabilidad de quienes los llevan a cabo, dijeron.

En la práctica los “federales” están parando de manera indiscriminada a personas que circulan en vehículos americanos para pedirles sus papeles pidiéndoles también a los conductores acrediten su calidad migratoria para conducir un vehículo americano, acción que no podrán comprobar.

Muy a pesar que se ha asegurado que no se decomisarán vehículos americanos a mexicanos siempre y cuando se traiga el título de propiedad del vehículo, la realidad es que este procedimiento cuenta con muchas lagunas que pudieran derivar en oportunidades para extorsionar a los propietarios de estas unidades, explico.

Ante esto las Cámaras de Comercio de Tamaulipas consideran que es importante el que se refuerce la vigilancia en el Estado, que se realicen acciones de prevención del delito más efectivas pero que sin llevar a cabo acciones aleatorias que afecten a los habitantes, por lo cual los operativos omega y noreste deben ser suspendidos en territorio tamaulipeco.