Ciudad Victoria, Tamaulipas.- La tarde del día de ayer, las coplas del “Cielito lindo” retumbaron al pie del General Pedro José Méndez, en la capital del estado.

Eran los victorenses, que a su modo y en el sitio de siempre, ahí en donde se celebran los triunfos, festejaron el de la que tuvo Selección Mexicana, en lunes 23 de junio contra la selección de Croacia.

“¡Aquí están, aquí están a los que los croatas les iban a ganar!”, cantaban las porras de familias, jóvenes y automovilistas que rodearon el monumento.

Llegaron de poco a poquito; unos en carro otros a pie y hasta en bicicletas. La idea era celebrar; por fin México pasó a octavos de final y con ello la esperanza de los aficionados de obtener un triunfo más.

“Es solo un juego”, expresó un conductor desesperado por el ruido de los cláxones. Una mujer de la Policía Estatal ponía orden mientras ocultaba su playera verde bajo su uniforme.

El festejo duró solo unas horas, los manifestantes verdes se retiraron, en orden, sin molestar a nadie, ondeando sus banderas, gritando sus porras, “Si se pudo México”.

vmp