El panorama económico para los próximos 18 meses no es del todo alentador, ya que las condiciones no son las adecuadas, debido a que el Producto Interno Bruto (PIB) está por debajo de lo esperado y la inflación no ha podido ser frenada a consecuencia del precio del dólar, externó el Consejero Nacional de la Confederación Patronal de la República Mexicana (COPARMEX), Jorge Pensado Robles.

“Vemos muy negativo tanto el cierre del 2015 como el 2016, el Producto Interno Bruto en su expectativa va a la baja, la inflación pareciera que está contenida pero solamente en los productos que se miden a través de la canasta básica, en términos generales el resto de los productos hemos tenido un aumento ligado al dólar”.

El empresario, mencionó que en el caso de Tamaulipas la situación se ve difícil, en especial para municipios como Victoria donde gran parte de su economía depende de las compras de la administración estatal.

“La generación y el flujo de capital de efectivo es lo que más reciente todo el mundo, en función de que no se siente que haya una economía vigorosa, ágil, que esté empujando, pareciera que las cosas no pintan bien, en particular en Ciudad Victoria no pinta nada bien, en buena medida por los recortes presupuestales y todo lo dependientes que somos del Gobierno del Estado”.

Pensado Robles, dijo que a pesar de que ha llegado inversión a la zona norte y sur del estado, “no es suficiente y desgraciadamente estamos muy lejos de que sea lo que se requiere”.

El representante del gremio empresarial, comentó que se ha ido perdiendo la confianza en la autoridad hacendaria, por lo que esperan que se puedan implementar estrategias que permitan reactivar la economía interna y que contribuyan a contrarrestas los efectos del precio del dólar.

“Tendremos una economía en general poco vigorosa, con poco consumo interno que se va a componer en los meses de noviembre y diciembre, pero en términos generales todos los empresarios no vemos con optimismo este año y el 2016”.