Por: Alejandro Echartea

El regidor panista Silvano Flores Morán minimizó la salida del ex precandidato por la alcaldía de Ciudad Victoria, Gustavo Cárdenas Gutiérrez, luego de que los resultados no le favoreciesen y consideró que su marcha al partido Movimiento Ciudadano no dividirá el voto ‘azul’ en las elecciones del próximo 7 de julio.

Lo anterior lo dio a conocer Flores Morán la mañana  de este martes a las 9:55 horas en el salón de sesiones del Cabildo de la Presidencia Municipal, “ya venía muy desgastado él en su equipo, de hecho ya le habían renunciado tres regidores, eso no lo dijo, la planilla ya no la llevaba completa cuando entró a la competencia”.

Apuntó que la determinación de abandonar al PAN ya había sido tomada por Cárdenas Gutiérrez independientemente de las presuntas anomalías que denunciara en el proceso interno para determinar quién sería el candidato por la Presidencia Municipal, “no es tanto de las anomalías que él miró –o que dice que hubo-, Gustavo se fue porque le ganó el orgullo realmente”.

Asimismo consideró que la actitud tomada por el ahora ‘expanista’ no les impactaría en la votación en las próximas elecciones locales ya que “los mismos seguidores de Gustavo Cárdenas cuando no es Gustavo Cárdenas el candidato como quiera no votan por el PAN”.

“No nos resta Gustavo, él tiene sus seguidores y esos seguidores lo van a seguir si se va al PRI o al PRD o a cualquier partido que se vaya”, aseveró el regidor panista.

Del mismo modo consideró que Gustavo Cárdenas ya tenía planeada su salida del Partido Acción Nacional desde el momento en que este último perdiera la Presidencia de la República el año pasado ante el Partido Revolucionario Institucional, “él ve a la izquierda como posibles candidatos a llegar a la Presidencia –en el 2018- y se va a la izquierda, él está previendo eso”.

Finalmente Silvano Flores rechazó que Arturo Soto haya cometido irregularidades en el pasado proceso interno panista como Gustavo Cárdenas asegurara y manifestó que deben de reconocerse todos los resultados aunque estos sean adversos, “tenemos que respetar la dignidad de los panistas”.