Por: Enrique Jonguitud

La lluvia registrada ayer por la tarde en Ciudad Victoria no representó riesgos mayores más que encharcamientos en calles y avenidas, lo que arrojó un saldo blanco, y los drenes pluviales se llenaron a un 70 por ciento de su capacidad.

El Secretario del Ayuntamiento, Rafael Rodríguez Salazar, apuntó que aún con lo fuerte de la tormenta no se registraron daños considerables en la capital de Tamaulipas.

“No tuvimos afectaciones importantes pero sí hubo encharcamientos como es normal, porque fue una lluvia muy copiosa la que se registró ayer y que además fue por poco tiempo y no dio pie a que hubiera daños mayores”, afirmó.

Dijo que de parte de la administración municipal de manera contínua se hacen estudios y análisis para poder evitar que se generen situaciones de riesgo cuando llueve.

“Sin embargo cuando viene un agua muy copiosa por poco tiempo es muy difícil evitar que una vialidad se inunde de la forma en que sucede, hemos tenido en los últimos meses dos días con mucha lluvia y eso ocasiona que las vialidades se encharquen rápido”, dijo.

Rodríguez Salazar indicó que por ello se recomienda a la ciudadanía tomar las precauciones debidas, “Que procuren no circular por calles bajas, por lugares que se sabe de antemano que puede haber encharcamientos importantes, se está ahorita trabajando en el desazolve de drenes de manera constante, y la lluvia de ayer registró un lleno del 70 por ciento en los drenes pluviales”.