Por: Enrique Jonguitud

El nuevo delegado del ISSSTE en Tamaulipas, Juan Manzur Arzola, afirmó no haber encontrado faltantes en las arcas de la delegación, a pesar de las quejas de los derechohabientes por la falta de medicamento o la oportunidad de obtener una consulta con un especialista.
Lejos de que haya situaciones raras, «absolutamente ninguna, en finanzas estamos completamente bien, claro siempre los presupuestos son cortos, los presupuestos son difíciles, pero creo que este año vamos a salir muy bien”.

Manzur Arzola también descartó que en el último tramo del 2016, la situación pueda complicarse: “no vamos a tener problemas con proveedores, con medicamentos, ni con nada”.

El funcionario federal dijo que hasta el momento no hay ningún reclamo de parte de algún proveedor, y afirmó que la delegación estará atenta para que en caso de que exista alguna queja, se resuelva de manera inmediata.

El delegado expuso que al asumir, encontró al ISSSTE en buen estado: “los principales problemas que encontramos es que se están retrasando un poquito algunas remodelaciones que se están haciendo, pero nada más”.