A pesar de que se han disminuido un .5 por ciento los embarazos en mujeres adolescentes menores de 20 años de edad en Tamaulipas, la directora de Infancia y Adolescencia de los Servicios de Salud, María de Jesús Martínez Escobar, afirmó que al año se siguen dando hasta 13 mil embarazos.

“Se empezó a desacelerar el embarazo de las chicas menores de 20 años, un .5 por ciento es lo que ha disminuido, estamos hablando de cada año normalmente tenemos alrededor de 12 mil o 13 mil embarazadas en los servicios de salud y son como 300 chicas menos que se embarazan de menos de 20 años”, exclamó.

Dijo que la mayoría de las mujeres adolescentes tienden a ser estudiantes y reiteró que se ha dado a la baja la cifra de mujeres embarazadas de temprana edad.

“La mayoría son estudiantes, tienen su pareja, dejan de ser hijas de mamá, entonces pierden los servicios sociales”, comentó.

“Sí se ha visto una disminución de los nacimientos de menores de 20 años, nosotros medimos dos cosas, las embarazadas y los nacimientos y en las dos se ha tenido un descenso”, agregó.

Comentó que los problemas frecuentes de las madres adolescentes van desde la desnutrición, malformaciones, problemas de retardos de crecimiento y anemia.

“Los principales problemas en los embarazos a temprana edad es la desnutrición y las malformaciones, problemas de retardos del crecimiento, anemia, entonces estos problemas que se presentan al momento del nacimiento incrementan el riesgo del embarazo”, citó.

Y agregó: “se incrementa hasta 3 o 4 veces el riesgo en los hijos de madres adolescentes comparado en los hijos de mujeres en otros grupos de edad”.

Exhortó a las adolescentes que ya son madres de familia a usar métodos anticonceptivos para evitar volver a embarazarse a temprana edad.

“Procuren tener primero una protección anticonceptiva para que traten de que no se vuelvan a embarazar a corto plazo”, finalizó.