Por: Enrique Jonguitud

Ciudad Victoria, Tamps.- La deuda heredada en el Ayuntamiento de Matamoros tiene que ser aclarada, o de lo contrario será hasta que se revise la cuenta pública del ex alcalde Jesús de la Garza Díaz del Guante cuando se ajusten cuentas.

El diputado local Ramiro Salazar Rodríguez, señaló que aún espera que el alcalde Mario López Hernández, de a conocer con exactitud el endeudamiento que dejó “Chuchín” a pesar de que se le bloqueó un proyecto oneroso de alumbrado público.

“Se hablaba de 300 millones de pesos de deuda, el alcalde tiene que aclarar y dar a conocer, porque todavía andan proveedores tratando de cobrar lo que se les debe”, sostuvo.

Salazar Rodríguez indicó que si la actual administración matamorense no actúa al respecto del endeudamiento, será cuando la cuenta pública del último año de gestión de “Chuchín” llegue al Congreso del Estado, cuando se investigue a fondo.

Apuntó que el alcalde Mario López Hernández, debe demostrar la confianza que los matamorenses pudieron en él, no dejando suelto el asunto de la deuda, sin dejar de señalar a los responsables.