El presidente de la delegación local de Cámara Mexicana de la Industria de la Construcción, Marco Antonio Soria Robles, dijo que es preocupante para sus socios los ajustes presupuestales que sufrirán a partir del presente mes, dependencias federales como Sedesol, Sedatu y Conagua, pues habrá menos obra para la entidad.

Explicó que de los delegados federales con los que se ha reunido, solo el director del centro de la Secretaría de Comunicaciones y Transportes José Juan Barbizzan Alonso, le ha expuesto que los recortes presupuestales no impactarán a la dependencia, no así al resto, que tuvieron que hacer algunos ajustes porque el dinero no les va alcanzar. Refirió que es un tema que va a “doler”, porque siempre la reducción de recursos en algún lado pega.

“Ojalá que en el ramo de la construcción no sea donde más se note, pues algunos delegados han postergado la presentación de su plan de trabajo precisamente porque ya les notificaron del recorte que les viene”, comentó en entrevista.

El dirigente de los constructores en la zona centro, reveló que algunos proyectos, han tenido que retrasarse a consecuencia del recorte del gasto público, esperando que para finales de mayo, la obra se reactive en Ciudad Victoria, que depende mucho de las obras.