Por Alejandro Echartea

Luego de que desde hace varias semanas y en distintos sectores de la localidad la ciudadanía denunciara que el agua de la red potable de la COMAPA ha estado saliendo ‘turbia’ o muy ‘revuelta’ el regidor Julio César Martínez Infante, presidente de la Comisión de Salud en el Cabildo local, recomendó no consumirla ya que esto puede representar un riesgo para la salud.

Entrevistado la mañana de este martes a las 9:15 horas en el edificio de Regidores, Martínez Infante aseguró que “definitivamente en este momento no se puede consumir el agua de la llave, es un peligro latente de poder tener infecciones de toda clase”.

El regidor de extracción perredista refirió que desde hace diez años la calidad del agua potable en la localidad ha ido perdiendo la calidad que la caracterizaba, “de 10 años hacia acá tenemos una de las aguas más sucias y más contaminadas del estado mexicano”.

Recordó que el agua que nos abastece es tomada de la presa Vicente Guerrero la cual ha estado siendo contaminada con agua proveniente de los ríos de Güemez, Corona, Purificación así como de varios centros poblacionales circundantes a la misma presa, “pero sobre todo ha estado contaminada con venenos provenientes de la parte citrícola”.

Indicó que para dar solución a esta problemática ha habido falta voluntad política, asimismo apuntó que la construcción del nuevo acueducto no es la respuesta indicada para este caso, “nosotros hemos sido muy exigentes, les he dicho que veamos realmente por la salud de los victorenses porque a medida que la presa empiece a bajar más de nivel el agua va a salir más turbia y más contaminada”.

Finalmente sugirió a las autoridades responsables de esto que en lugar de seguir trayendo agua de la presa Vicente Guerrero se construyan nuevos acueductos de la presa Pedro José Méndez en el municipio de Hidalgo y de Los Nogales en Jaumave, esto con grandes ahorros en electricidad por no ser necesarias plantas de rebombeo, “vendría por gravedad el agua sin necesidad de rebombear nada y sin agregarle ningún químico ni ningún desinfectante, tendríamos el agua más barata y completamente pura”.