Por: Enrique Jonguitud

Ciudad Victoria, Tamps.- Luis Raúl González Pérez, presidente de la Comisión Nacional de Derechos Humanos, afirmó que no hay condiciones para sacar al ejército de las calles, al considerar que en la mayoría de los Estados, incluyendo Tamaulipas, los cuerpos policíacos no podrían brindar a los ciudadanos la seguridad necesaria.

González Pérez arribó ayer jueves a Ciudad Victoria para firmar un convenio con el Gobierno del Estado y la Universidad Autónoma de Tamaulipas (UAT), donde afirmó que en todo caso el retorno de las fuerzas armadas a los cuarteles debería darse de forma gradual.

“La Comisión Nacional de Derechos Humanos tiene como posición un retiro gradual de las fuerzas armadas de las calles, pues sería insensato un retiro inmediato tiene que ser gradual pero verificable, es decir que la sociedad mexicana y todos conozcamos esa ruta de retorno”, refirió.

El ombudsman nacional, en conferencia de prensa y en compañía del Gobernador Francisco García Cabeza de Vaca, explicó que estas acciones a su vez tendrían que ser acompañadas con otra ruta, en paralelo, que muestre cómo los gobiernos estatales van a ir profesionalizando sus cuerpos policiales.

Puntualizó que aún faltan elementos para asegurar que las corporaciones policíacas están listas, “porque tenemos 12 años que hablamos de profesionalización, pero no se ha alcanzado ese objetivo que mantiene a las fuerzas militares en las calles”.