Los taxistas afiliados a la Confederación Revolucionaria de Obreros y Campesinos (CROC) presentarán una solicitud de incremento a sus tarifas, anunció el secretario general del sindicato del transporte, José Guadalupe de Alejandro Ávalos.

Aseguró que desde hace un año y medio las tarifas de los taxis se han mantenido sin ajustes, pero la constante alza a los combustibles prácticamente los obliga a solicitar el incremento a las autoridades de la Subsecretaría del Transporte.

“Nosotros no quisiéramos subir ni un cinco, pero desgraciadamente esos incrementos nos empujan a hacerlo”.

Subrayó que los transportistas de la CROC son gente comprometida con los usuarios y lo que menos quieren es afectar su economía.

De Alejandro Ávalos expuso que en virtud de que dicha Subsecretaría había declarado que los concesionarios del transporte público no han siquiera presentado una solicitud, el sindicato croquista pretende, en primera instancia, que los responsables de la dependencia sepan que sí existe esa necesidad.

Posteriormente habrán de esperar a que la Subsecretaría efectúe el estudio de gastos y costos en este servicio para determinar si es viable o no el incremento solicitado por los transportistas.

“El costo está regulado, pero ahorita con tanto alboroto y tanta alza a los energéticos está moviéndose constantemente; la “dejada” promedio de la Central de Autobuses al Seguro Social es de 30 pesos y conforme aumente la distancia aumenta el costo, pero la carrera más larga es de 50 pesos”, concluyó José Guadalupe de Alejandro Ávalos.