Las licencias para venta de alcohol expedidas por la Oficina Fiscal de Victoria han registrado una disminución en cuanto al número de depósitos con venta de bebidas alcohólicas, y en su lugar son solicitadas por bares , restaurantes y tiendas de conveniencia.

Así lo afirmó el jefe de la Oficina Fiscal en esta capital, Manuel Martínez Arteaga, quien dijo que durante el 2015 se han expedido mil 230 licencias para venta de alcohol, al tiempo que cada vez se cierran más depósitos en la capital de Tamaulipas.

Dijo que el único motivo por el cual se han rechazado licencias de alcohol, es cuando se encuentra que el solicitante tiene pendiente otras obligaciones fiscales que no ha puesto al corriente.

Sin embargo dijo que en comparación con las mil 230 licencias autorizadas, este año sólo dos se han negado precisamente por adeudos fiscales de quienes la solicitaban.

El funcionario dijo que además, se sabe que algunos contribuyentes se atrasaron en los pagos de sus derechos fiscales, debido al cambio que se dio en el tipo de régimen de contribuyentes, lo cual les acarreó dificultades administrativas.