Ciudad Victoria, Tamaulipas.- Visitadores de la Comisión Nacional de Derechos Humanos verifican que autoridades educativas y de procuración de justicia de Tamaulipas, no desestimen el caso del bullying que provocó la muerte de un estudiante equiparándolo a un juego y no a una conducta delictiva.

Luis García López, primer visitador de la CNDH reconoció que los casos de bullying en escuelas del país han mostrado un incremento y que si no se pone una alto mediante la coordinación entre las asociaciones de padres de familia y autoridades educativas, “las conductas seguirán manifestándose”

García López refirió que en el 2013 la CNDH documentó 250 quejas en todo el país, pero a través de las redes sociales se han denunciado otras tantas.

Sobre el caso de Tamaulipas en donde el menor Héctor Méndez Ramírez murió al sufrir bullying a manos de 4 de sus compañeros de clase, dijo que se sabe del inicio de la averiguación penal y están supervisando que se le dé cumplimiento y se adopten las medidas por ese hecho tan lamentable.

En declaraciones hechas a varios medios nacionales, García López insistió que sería lamentable que se quisiera desestimar que la muerte del menor fue consecuencia de un juego y no de una conducta antisocial.

vmp