La Procuraduría Federal de Protección al Ambiente (PROFEPA) clausuró un predio  en el ejido Los Asmoles, municipio de Colima, por la afectación de una superficie  de 9,000 m2, en la que se removieron especies forestales como papelillo, cuachalalate, ciruelo silvestre y brasil, entre otros.

El inspeccionado realizó el  cambio de uso de suelo de terrenos forestales sin contar con la respectiva  autorización en materia de Impacto Ambiental que expide la Secretaría de Medio Ambiente y Recursos Naturales (SEMARNAT).

El presunto infractor de la ley efectuó  sin el permiso oficial la ampliación de un camino de terracería de 4,800 metros cuadrados de longitud y la apertura de un área de 4,200 m2, lo que implicó la afectación de una superficie total de 9,000 m2, por lo que, personal de esta Procuraduría, levantó el Acta de Inspección correspondiente en materia de impacto ambiental.

Dichas obras y actividades emprendidas por el inspeccionado provocaron la remoción de 17.01 metros cúbicos Rollo Total Árbol (R.T.A.) de vegetación de selva baja caducifolia, particularmente de especies forestales como brasil, tapadera, cuachalalate, papelillo, ciruelo silvestre y ozote.

La Delegación Federal de la PROFEPA en la entidad  continuará, en respuesta a su Programa Operativo Anual y a la atención de denuncias ambientales, con la realización de operativos y recorridos sistemáticos a fin de proteger y preservar el medio ambiente y los recursos naturales.

ALEMM