México, 23 Oct. (Notimex).- El próximo domingo 26 de octubre concluye el Horario de Verano en la República Mexicana, por lo que el sábado 25, antes de ir a dormir, la población deberá atrasar una hora los relojes, de modo que al día siguiente reanuden sus actividades con el horario de invierno.

Durante el Horario de Verano, que inició el primer domingo de abril y concluye el último domingo de octubre, se alcanzó un ahorro estimado en consumo de mil 116.46 gigawatts hora (GWh), mil 107.52 corresponden a nivel nacional del periodo abril-octubre y 8.94 a los 33 municipios de la franja fronteriza norte del periodo marzo-noviembre, de acuerdo con la Secretaría de Energía (Sener).

El Fideicomiso para el Ahorro de Energía Eléctrica (FIDE) revela que esta cifra es equivalente al abastecimiento del consumo eléctrico de 642 mil casas habitación durante todo un año, con un consumo promedio de 289 kilowatts por bimestre.

Asimismo, se evitó la emisión a la atmósfera de 543 mil toneladas de bióxido de carbono, principal contaminante del efecto invernadero.

El ahorro económico obtenido por la implementación del horario se estima en mil 658 millones de pesos, con un costo medio de la energía eléctrica de 1.48 pesos por kilowatt hora para los usuarios domésticos, indicó la Sener.

Esta cifra incluye los ahorros de los 33 municipios de la franja fronteriza norte, que adoptan el Horario de Verano el segundo domingo de marzo y concluyen el primer domingo de noviembre, con el propósito de facilitar la vida cotidiana de los residentes locales, que tienen que cruzar de un lado a otro de la frontera por motivos laborales o escolares.

Cabe resaltar que al término de la aplicación del Horario de Verano en noviembre de 2014, se obtendrán los valores reales, de acuerdo a los resultados de la evaluación de la segunda transición octubre-noviembre, los cuales se presentarán en un informe final.