Ciudad de México.-El Instituto Nacional de Migración (INM), dependiente de la Secretaría de Gobernación, implementó, desde enero de este año, el formato denominado Salida de Menores (SAM), mediante el cual los niños, niñas y adolescentes, puedan viajar al extranjero sin compañía de sus padres.

Cada año, decenas de menores de edad viajan solos por vía aérea, terrestre o marítima por motivos turísticos, reuniones familiares o de estudios. Por ello, el INM, para salvaguardar la integridad del menor, establece el formato SAM como medida de facilitación para que los padres de los infantes puedan cumplir con lo dispuesto en la ley de manera ágil, rápida y gratuita.

Actualmente, la Ley de Migración establece tres mecanismos para que los menores no acompañados puedan viajar solos, con un tercero o con su tutor. El primero de ellos, es a través del (SAM) emitido por el Instituto Nacional de Migración (INM); un segundo mecanismo es el documento signado por algún fedatario o notario público, y el tercero es la autorización dictada por un juez.

El formato SAM es un mecanismo que cuenta con diversas medidas de seguridad, que brinda certidumbre a los familiares y al menor de que su viaje culminará con el itinerario planeado.

El INM pone a disposición de los usuarios el formato SAM en su página de internet www.inm.gob.mx, mismo que deberá ser debidamente llenado en línea para que una vez impreso, sea presentado en el momento en que los niños, las niñas y adolescentes pretenda salir del país.

De acuerdo a los criterios para trámites migratorios, el SAM deberá imprimirse en tres tantos: uno para el usuario (acuse), otro para la aerolínea o empresa de viajes terrestre o marítima y uno más para su entrega a la autoridad migratoria en el punto de salida, el cual deberá acompañarse de copia simple del pasaporte y acta de nacimiento del menor, identificaciones de los otorgantes (padres o tutores) y de quien recibe el permiso.

El SAM es un documento gratuito que emite el INM de manera inmediata en línea, además tendrá una vigencia de seis meses a partir de su expedición hasta su uso y sólo podrá tramitarse un formato por cada salida y por cada menor. En caso de que el menor salga de territorio nacional en diversas ocasiones, se deberá solicitar un nuevo formato por cada viaje.

Es importante mencionar que la entrega del SAM a la autoridad migratoria será obligatoria para los menores mexicanos y para los menores extranjeros con doble nacionalidad (una de ellas mexicana); así como para extranjeros con residencia temporal, temporal estudiante o permanente.

No será exigido en los casos de menores que viajan con ambos padres, con uno de ellos, y tampoco en los casos de niños, niñas y adolescentes que vayan a ser repatriados a México.

En el caso de que el menor sea acompañado por un tutor, éste también deberá llenar el formato SAM, a menos de que exhiba por escrito que cuenta con la tutoría legal.

Con estas medidas, el Instituto Nacional de Migración ratifica su compromiso con la protección y salvaguarda de los derechos de los menores mexicanos y extranjeros, así como con una gestión migratoria ordenada y segura.

ejb