México.- La actualización de leyes tributarias para incorporar a la economía digital, cerrar huecos a la evasión fiscal y eliminar tratamientos preferenciales, serán algunos cambios que contendrá la miscelánea que presentará el Ejecutivo como parte del Paquete Económico 2020.

Se espera que la llamada minirreforma fiscal, que puede introducirse en la iniciativa de Ley de Ingresos de la Federación 2020, sirva para ajustar el esquema impositivo a la nueva realidad con el surgimiento de aplicaciones como Uber, repartidoras de comida, plataformas para reservaciones de alojamiento como Airbnb y las de entretenimiento como Netflix.

Se prevé que las llamadas bigtech Apple, Google, Amazon y Facebook se incluirán en la reforma fiscal de mediados de sexenio, una vez que haya más claridad en las medidas que se están analizando en el plano internacional.

Se reforzará el trabajo de la administración tributaria para alinearla a los cambios que se analizan en el Congreso para combatir la evasión fiscal, además se buscarán áreas de oportunidad con base en el Presupuesto de Gastos Fiscales para eliminar privilegios y tratamientos preferentes a diversos sectores de contribuyentes.

Con ello se podrá cumplir con el compromiso del gobierno de no aumentar ni crear nuevos impuestos, y comenzar a trabajar en el análisis de la reforma fiscal que se planteará a mediados de sexenio.

Programa voluntario. Hasta ahora sólo existe un programa voluntario de retención de impuestos a choferes y repartidores de comida con las principales firmas digitales que forman este nuevo sector.

Para el caso de las app de alojamiento, apenas el Servicio de Administración Tributaria (SAT) emitió un criterio que no es vinculativo para que estén advertidas que deben pagar impuestos al brindar un servicio considerado dentro de la industria turística.

La Comisión Económica para América Latina y el Caribe (Cepal) pone de relieve que países como México, que aún no gravan a la economía digital, están perdiendo importantes recursos fiscales.