México.- Un presunto desvío de más de 17 mil millones de pesos de los recursos que Grupo Aeroportuario de la Ciudad de México (GACM) tenía destinados para la construcción del Nuevo Aeropuerto Internacional de México (NAIM), en Texcoco, es investigado por las autoridades federales.

El Universal tuvo acceso a documentos que refieren que la investigación, a cargo de la Policía Federal y cuyas conclusiones fueron entregadas al Órgano Interno de Control (OIC) del GACM, a la Secretaría de la Función Pública y a la Procuraduría General de la República (PGR), involucra a Raúl González Apaolaza, exdirector general de Obra del NAIM y a Carlos Noriega, exdirector general de Administración, y señala la necesidad de investigar los bienes de Manuel Ángel Núñez Soto, exdirector general del GACM.

El “informe confidencial”, fechado en noviembre de 2018, detalla que sindicatos y empresas supuestamente controladas por Apaolaza resultaron beneficiadas con el monopolio de viajes de carga y la compra de material que no se dieron en las mejores condiciones de precio, calidad y financiamiento.

La Policía Federal realizó diligencias para indagar delitos de alto impacto, como la compra irregular sin contratos previos de tezontle y basalto a empresas y sindicatos.