Veracruz.- Cancelar la reforma energética será condenar a México a padecer crisis económicas superadas del pasado y propiciaría un endeudamiento que pagarían los mexicanos, sostuvo el presidente Enrique Peña Nieto en gira por Veracruz.

“Sería exigirle a los mexicanos que tuvieran que pagar los préstamos que el Gobierno y Pemex adquiriera y eventualmente con posibilidad de éxito o no en esa exploración, por lo que los mexicanos queremos crecer en otros campos”, dijo.

En el marco de la inauguración del Centro de Tecnologías de Aguas Profundas del Instituto Mexicano del Petróleo (IMP); Peña Nieto sentenció que mienten aquellos que creen que sacar petróleo es solo abrir un pozo, por lo que dijo que esto requiere ciencia y tecnología.

Ante las propuestas que ha hecho el abanderado de la coalición “Juntos Haremos Historia”, Andrés Manuel López Obrador, de echar abajo la Reforma Energética; el Primer Mandatario sostuvo que no se deben cometer los errores del pasado que mucho costaron, particularmente a la economía de las familias mexicanas.

Por el contrario, el Jefe del Ejecutivo manifestó que se debe dejar que los capitales privados inviertan en la explotación del petróleo y eso le deje una renta petrolera al Estado y a la sociedad mexicana.

En su mensaje, remarcó que cancelar la Reforma Energética es «condenar a la desaparición a más de 800 mil empleos que se prevén se generen, así como de las inversiones que hoy demandan certeza, ya que al día de hoy se han comprometido inversiones del orden de 200 mil millones de dólares».