Londres, Inglaterra, 1 de junio de 2018. La comunidad mexicana que radica en Londres se ha dado a la tarea de ubicar a Karime Macías, esposa de Javier Duarte, en el barrio residencial donde habita y piden se reporte si se le llega a ver.

Por medio de cartas dejadas en los buzones de los residentes de la Mansión Willbraham, los indignados reparten volantes con fotos de la expresidenta del DIF de Veracruz, encabezada por la leyenda “Wanted Karime Macías de Duarte” (” Se busca Karime Macías de Duarte”) y el teléfono de la Interpol, donde piden reportarla en caso de verla.

La carta añade que: “Javier Duarte, ex gobernador del estado mexicano de Veracruz, ha sido atrapado en Guatemala después de robar alrededor de 3 mil 300 millones de pesos (unos 188 millones 596 mil dólares) del dinero público. Su gobierno se robó dinero que era para la Cruz Roja, los hospitales públicos, las escuelas, etc. Su esposa, coludida, y quien tenía pleno conocimiento acerca de dónde provenía el dinero, huyó a Londres, y ahora es vecina de ustedes. Vive en el No. 10 de Willbraham Place. Esta mujer participó plenamente de la red de corrupción que ella y su esposo entretejieron. No sólo se robaron dinero público. DIERON MEDICINA FALSA A NIÑOS CON CÁNCER, reemplazando sus quimioterapias con agua destilada. La Interpol la está buscando. Si la ve, llame al tel. +33472447163”

La semana pasada Macías fue ubicada mientras retiraba dinero de un cajero electrónico en Londres, días después que la Fiscalía General del Estado (FGE) de Veracruz emitiera una orden de aprehensión en su contra por daño patrimonial con un valor de más de 112 millones de pesos.

Según el fiscal de Veracruz, Jorge Winckler, Macías desvío recursos del Sistema Nacional para el Desarrollo Integral de la Familia (DIF) de ese estado para pagar contratos de compra-venta al menos de seis empresas fantasma.

Los pagos presuntamente se hicieron para la adquisición de equipo médico, sistemas de purificación de captación de aguas de lluvia, sanitarios biodegradables, artículos electrodomésticos, y otros.