Toluca, Méx. (Agencias).- En la cumbre trilateral México, Canadá y Estados Unidos, que se llevará a cabo hoy por la tarde, sólo participarán dos cabezas de gabinete del gobierno de Barack Obama, los secretarios de Comercio, Penny Pritzker y el secretario de Seguridad Internacional, Jeh Johnson; por parte de Canadá asisten tres: los ministros de comercio, Ed Fast; de Seguridad Pública Steven Blaney, y de Recursos Naturales, Joe Oliver.

En cambio en la delegación mexicana que participará en el encuentro de poco más de una hora, participarán siete secretarios de Estado mexicanos: el canciller José Antonio Meade; el secretario de Gobernación, Miguel Ángel Osorio Chong; de Hacienda Luis Videgaray; el de Economía, Ildefonso Guajardo; el de Comunicaciones y Transportes, Gerardo Ruiz, y la de Turismo, Claudia Ruiz Massieu.

Por parte de la delegación nacional también se contempla la asistencia del jefe de la oficina de la Presidencia, Aurelio Núñez, el director del Cisen, Eugenio Ímaz; y el embajador en Washington, Eduardo Medina Mora.

Entre tanto, por parte de las de las delegaciones de Estados Unidos y Canadá anticipan que ninguno de los dos temas prioritarios para México en el encuentro norteamericano -reforma migratoria y suspensión de visas- serán contemplados en el encuentro tripartita.

En el primer caso, el Ejecutivo estadunidense no ha podido remover los obstáculos impuestos por el partido republicano ni el ala antiinmigrante del partido demócrata en su congreso. Además, los dos periodos presidenciales de Obama se han caracterizado por una política de dureza hacia los flujos migratorios procedentes de México, ya que en este periodo cuadruplicó el presupuesto para la patrulla fronteriza y ha registrado índices de expulsión de indocumentados que incluso la prensa estadunidense ha calificado de “excesivo”.

Por último, el gobierno de Ottawa, Canadá, insiste en que mantendrá la política de visas que impuso hace ya cinco años, a pesar de las afectaciones que esto ha representado para los viajeros mexicanos.