… A FUERZAS

Hace no mucho un matutino victorense sacaba en su portada el intento de secuestro de un estudiante de La Salle, ahora esa universidad organizó un foro con los candidatos por la alcaldía de Victoria.

Hace no mucho una preparatoria fue noticia viral cuando varios jóvenes victorenses fueron atacados a balazos. Ni la SET, ni el SNTE, le entraron al tema.

Pero ni los jóvenes estudiantes de la Salle tocaron el tema de la seguridad con los aspirantes a la alcaldía de Victoria, ni estos se vieron preocupados por la seguridad o por al menos traer una propuesta clara para ofertarla a los estudiantes en edad de votar.

Y que golpea también al sector de las madres que han perdido a sus hijos y que el 10 de mayo lo mismo en Victoria que otras ciudades de Tamaulipas y el país con marchas protestaron ante la falta de respuestas a sus demandas y ahí están los 43 normalistas de Guerrero o el muy comentado caso de los estudiantes de Jalisco.

Los “cochinones” fue el tema, quien sabe si monólogo de los aspirantes a la alcaldía de Victoria.

Ojalá y todos ellos en vez de hacer un ejercicio de imaginación, lo aplicaran en los hechos en sus propios domicilios y cuando vayan “al trono”, a echarse un regaderazo o cualquier uso que le den al agua la auto-suspendan para ver cuánto aguantan sin el servicio por tuberías, tinacos, y no es creíble que ninguno de ellos esté con cubetas o tambos para el “pipeo”.

Para que por solo un momento y en la comodidad de sus casas sean “cochinones” … a fuerzas.

Y no de tiempo completo por la falta de agua que tiene a miles de victorenses y cientos de familias padeciendo esta situación que ya se torna crónica.

Sí, el tema fue el agua en Victoria que no llega a infinidad de colonias a ninguna hora del día, a otras llega el servicio racionado por horas y en otras de plano tienen que esperar el llegado de pipas, son decenas de colonias así.

Que el acuaférico no va a arrancar hasta julio y a las colonias que iba a beneficiar pues de plano se tendrán que esperar hasta después de la elección.

El mismo no será vara mágica para solucionar el abasto de agua en la Capital y ya de plano muchos ven que se necesita una segunda línea o acueducto de la presa Vicente Guerrero a Victoria.

Mientras las campañas se irán rápido, Óscar Almaraz Smer, Xicoténcatl González Uresti y Eduardo Gattas parecen ser las cartas de la baraja municipal que van a estar en la competencia.

Y desconocido cuántos de esos miles de victorenses sin agua darán su voto por una de estas tres opciones y a quien le creen más, que la respuesta a su demanda de agua será solucionada.

Lo cierto es que los actuales diputados federales y senadores se van el ultimo de agosto, por lo que a ellos ya no tocará ninguna gestión para meterle infraestructura a la demanda de agua de Victoria.

Eso tocará a los nuevos diputados federales y senadores que entraran en funciones en septiembre. Y se desconoce cuál de los tiradores a la alcaldía de Victoria, que gane, tendrá más conocidos en el nuevo Congreso Federal para gestionar recursos extras en el 2019.

LA NOMENCLATURA

¿COMPETENCIA EN ALTAMIRA?

Aunque Altamira no suena mucho en problemas de inseguridad llama la atención lo declarado por el candidato del PRI a la alcaldía en un encuentro con medios de comunicación: “vamos a aplicar una estrategia que prevenga las causas de la delincuencia, un plan social profundo que genere un cambio de mentalidad y desde el núcleo de la familia, poder erradicar los problemas de inseguridad pública”.

Esa fue la propuesta de seguridad integral de Carlos Toral Mendoza, quien se quedó en la raya de la candidatura a la alcaldía en 2016 la que quedo en manos de Griselda Carrillo -hoy candidata a diputada federal- y que fue barrida en las urnas por la alcaldesa que busca la reelección azul Alma Laura Amparan.

No es desconocido que eso va a ser una pelea entre mucho voto útil tricolor.

Ahí está el diputado local azul Ciro Hernández que aprovechó bien los vientos del cambio renunció al PRI y en este 2018 quería ser candidato a la alcaldía de Altamira por el PES en alianza con Morena y PT.

¿Competencia en Altamira? Entre la azul Alma Laura y el priísta “Cacho” Toral. Qué tan fuerte anda ahí el efecto Peje, porque como en otros municipios tamaulipecos sus tiradores a las alcaldías no suenan.

Pero el voto útil tricolor ahí, es un hecho, solo que no se sabe si se regresa al PRI, se queda en el PAN o se hacen morenistas de facto.

Habrá que ver si ese cartucho tricolor sin quemar hace ruido y se encarama en la intención del voto altamirense.

jorhihem@prodigy.net.mx