Luego de ingresar a prisión hace un par de semanas, la cantante, Isabel Pantoja no ha sido visitada por nadie, ni siquiera sus hijos Kiko y María Isabel.

Algunas publicaciones a través de redes sociales, es lo único que han comentado sus familiares, a quienes se les ha podido ver realizando sus actividades habituales.

Isabel, tiene derecho a visitas con una duración de 20 minutos, acumulables en una sola sesión de 40 los fines de semana en donde pueden asistir hasta cuatro personas.

De igual modo se ha rumorado que Pantoja, ya se ha metido en algunos problema con otras reclusas, debido a un supuesto trato preferencial por parte de las autoridades de la prisión.

Distintos reportes, señalan que la española está asignada en tareas de limpieza del comedor.