Ninguno de los tres hijos mayores de Joan Sebastian, Julián, José Manuel y Zarelea, visitaron la tumba del cantante. Prefirieron cumplir compromisos en Miami, Florida, EU, relacionado con el nuevo disco de ella, apoyada de su hermano Julián, quien la acompañó en este tour, mientras que José Manuel está enfocado en la gira de conciertos que hará con Bobby Pulido.

Increíble que cuando Joan vivía, los hijos lo visitaban el día de su cumpleaños, pero ahora que está muerto, ninguno de ellos le demostró cariño a su memoria y no fueron al mausoleo en este segundo aniversario luctuoso, en donde decían que siempre recordarían a su famoso padre.

En entrevista exclusiva para BASTA!, Zarelea explica los motivos de por qué no acudió a visitar a su papá: “Estoy en Miami, grabando unos programas para hacer promoción de mi nuevo disco y para hablar del aniversario luctuoso de mi papá, estoy acompañada de mi hermano Julián.

Nos están haciendo entrevistas.

Lo que te puedo decir es que vamos a celebrarlo con un mausoleo nuevo”.

Este rotativo también buscó a José Manuel Figueroa, pero el cantante sólo se limitó a decir que estaba comiendo y que no daba entrevistas por teléfono.