La cantante Paulina Rubio se erige como la personalidad mexicana con más seguidores en la red social Twitter y, por tanto, como la artista más destacada de México. Con más de 8 millones de admiradores siguiendo sus aventuras en la esfera virtual —concretamente 8 millones 240 mil fans—, la Chica Dorada supera notablemente a compatriotas tan mediáticos como Thalía, Anahí o incluso el presidente mexicano Enrique Peña Nieto.

Aunque la diva del pop habría recibido recientemente la noticia de que no continuará en la edición estadounidense de «Factor X», ya que el productor Simon Cowell habría decidido renovar por completo el panel de jueces para la próxima temporada, el hecho de que en México se estén emitiendo ahora las galas protagonizadas por Paulina el año pasado ha propiciado que, en torno a su perfil de Twitter, se haya generado un gran debate sobre los entresijos de su participación en el concurso.

No obstante, el gran poder de convocatoria de la intérprete azteca se puso precisamente de manifiesto durante su paso por el famoso programa estadounidense, ya que la simple decisión de teñir su pelo de rojo durante unos días provocó que las redes sociales se convirtieran en un hervidero de comentarios.

A diferencia de Thalía, que siempre se ha destacado por cultivar a diario su estrecha relación con sus seguidores, Paulina Rubio no suele ofrecer demasiados detalles de su día a día a través del universo virtual, lo que no ha impedido que a veces se animara a compartir públicamente las muchas alegrías que le ofrece su adorado Andrea Nicolás, a quien tuvo durante su conflictivo matrimonio con el español Nicolás Vallejo-Nágera.