¿Quién no se ha preocupado cuando le sale una verruga en cualquier parte del cuerpo? Aunque sea pequeña, es algo que nos perturba demasiado por considerarlas antiestéticas e inmediatamente queremos eliminarla de nuestra piel, como si fuera un grano, pero ¡Alto! Las verrugas no se arrancan… aclaramos tus dudas cuando te salen por primera vez.

De acuerdo con MedlinePlus, las verrugas son pequeños crecimientos en la piel que normalmente no provocan dolor. Sin embrago, se originan por el virus del papiloma humano (VPH), el cual tiene más de 150 tipos de variedades genéticas y hace que las células de la piel crezcan y se acumulen. Estas, aparecen en cualquier parte del cuerpo, las que salen en la cara, cuello o manos son difíciles de contagiar, pero las verrugas genitales sí se propagan al mantener relaciones sexuales.

las verrugas son pequeños crecimientos en la piel que normalmente no provocan dolor. Sin embrago, se originan por el virus del papiloma humano (VPH)

Cuáles son los tipos de verrugas que existen

Verrugas comunes: Suelen ser inofensivas, son indoloras y benignas, por lo regular tienen un aspecto de coliflor y aparecen en la cara, cuello o manos

Verrugas planas: Tienen pocos milímetros de tamaño, son de color carne y suelen aparecer en la cara y frente, con más comunes en los niños

Verrugas genitales: Aparecen en los órganos genitales, en el ano y entre los muslos, por lo regular se presentan después del acto sexual

Verrugas plantares: Salen en la planta del pie, su apariencia es de color marrón o gris con un centro oscuro. Estas sí pueden llegar a ser dolorosas y se deben tratar lo más pronto posible porque dificultan las actividades diarias como caminar

Verrugas filiformes: Son pequeñas y alargadas, benignas y aparecen en la cara, párpados, nariz, cuello y hasta en los labios, eliminarlas es todo un reto, pero no imposible

Verrugas mosaico: Aparecen pequeñas verrugas agrupadas y son difíciles de eliminar porque son resistentes a los tratamientos

Salen en la planta del pie, su apariencia es de color marrón o gris con un centro oscuro. Estas sí pueden llegar a ser dolorosas y se deben tratar lo más pronto posible porque dificultan las actividades diarias como caminar

Las verrugas comunes suelen desaparecer por sí solas después de unos meses e incluso podrían tardar algunos años, pero en caso de que no lo hagan puedes intentar con vinagre de manzana para eliminarlas, (aquí te decimos cómo hacerlo).

Si ya las detectaste en tu cuerpo, ¡nunca las arranques y ni se te ocurra cortarlas! Podrías causar una grave infección o favorecer el autocontagio a través del sangrado y si tenías una, es probable que te salgan más. Mejor acude con un dermatólogo para que las examine y te envíe un tratamiento adecuado para tu situación. Él determinará si es viable o no eliminarlas dependiendo de su ubicación, pero si te da luz verde no olvides aplicar estos 5 consejos que debes tomar en cuenta antes de eliminar una verruga.

Algunos de los tratamientos más efectivos para eliminarlas son: el clásico antiverrugas queratolítico que logrará que la verruga se desprenda de la piel, en caso de que el dermatólogo te recomiende su uso aplícalo exactamente como está en las instrucciones de la cajita, la criocirugía consiste en congelar este abultamiento a través de nitrógeno líquido, el láser también es una opción, pero puede dejar cicatrices y la terapia fotodinámica consiste en extender sobre la piel un ácido que es activado con una luz después de unas horas, esto provoca que las verrugas comiencen su propia destrucción.

Aunque no están relacionadas con el cáncer de piel, te recomendamos estar al pendiente de su evolución porque podría confundirse con un lunar que va creciendo de manera anormal y debes acudir con tu dermatólogo cuanto antes porque en ese caso podría tratarse de un tumor que se puede extirpar a tiempo.