¿Cómo es tu andar? ¿Rápido, lento, libre o sensual? Todos los movimientos que hace tu cuerpo comunican algo sobre ti.

Además de indicar rasgos de tu personalidad, la forma en que caminas puede revelar tu estado de salud como por ejemplo: si padeces ansiedad, estás ovulando o tienes riesgo de padecer demencia. ¡Toma nota!

Niveles altos de ansiedad

Investigadores de la Universidad de Kent descubrieron que las personas que tienden a estar estresadas o estar nerviosas dirigen su caminar hacia el lado izquierdo.  Aseguran que la actividad en el hemisferio derecho del cerebro, responsable de la desviación a la izquierda, se asocia con un aumento de la ansiedad.

Riesgo de demencia

Examinar la velocidad al caminar de una persona podría ayudar a diagnosticar las primeras etapas de la demencia, según un estudio reciente publicado en la revista Neurology. Científicos identificaron una condición llamada Síndrome de Riesgo Cognitivo Motriz (MCR), que se caracteriza por la disminución de la memoria junto con la velocidad de marcha lenta.

Si has tenido intimidad

Un estudio, publicado en la revista Journal of Sexual Medicine, indica que cuando las mujeres han tenido relaciones sexuales tienen un mayor rango de movimiento, su andar es más ligero y sus pasos más largos.

Cuando ovulas

Tu andar podría delatar si estás en este periodo fértil ya que los movimientos son más cadenciosos y rítmicos, de acuerdo con un estudio publicado en la revista Personality and Individual Differences.

La forma en que caminas puede revelar tu estado de salud, así que en cuanto lo hagas, toma conciencia de lo que podrías estar reflejando.

 

DIME COMO CAMINAS Y TE DIRÉ QUIÉN ERES…

-Quien camina arrastrando los pies, necesita apoyo y seguridad

-Quien taconea muestra carácter enérgico y autoritario, con dificultades para los cambios.

-Las personas que caminan sin rozar el piso, son románticos y tienden a fantasear.

-Los que caminan más lentos pero con cadencia, son percibidos como más calientes o deseosos sexuales.