A pesar del desengaño amoroso que Selena Gomez vivió junto a Justin Bieber, la joven intérprete no pierde la esperanza de encontrar el verdadero amor y asegura que es la mujer ideal que cualquier hombre podría presentar a sus padres durante una agradable comida familiar.

«Reconozco que no soy una chica de una noche, sino la típica mujer que podrías llevar a casa de tus padres. Siempre he sido así y siempre lo seré», aseguró la cantante a la revista Teen Vogue.

La sorprendente madurez que caracteriza a Selena es la verdadera causante de que se incline por relaciones estables y duraderas en vez de esporádicas noches de pasión. Sin embargo, la artista no duda en afirmar que el amor que sientes por una persona puede llegar a «consumirte», una declaración que podría hacer referencia a la relación sentimental que mantuvo con el cantante canadiense.

«Cuando estás enamorada, ese amor te consume por completo. Así que cuando la relación se acaba una parte de ti se queda totalmente destrozada, pero por otro lado tienes ese sentimiento de rebeldía que te dice: ‘Olvídale, ahora puedes hacer lo que quieras’. Aunque he intentado comportarme así, reconozco que soy incapaz. No soy ese tipo de chica», aseguró.