Monterrey.- Celso Piña fue ingresado de urgencia al hospital San Vicente, horas antes había mandado mensajes a través de sus redes sociales, incluso invitaba al público para asistir a su presentación del fin de semana.

Fue su sobrina quien se encargó de confirmar la noticia, un moño negro como fotografía de perfil fue tomado como señal y a los minutos miembros del hospital informaron sobre su deceso.

Al hospital San Vicente arribó el ‘rebelde’ del acordeón, en el mismo lugar se dieron cita horas más tarde periodistas y corresponsales de distintas partes del mundo.

De acuerdo a un comunicado emitido por su disquera el Maestro Celso Piña falleció a las 12:38 pm a causa de un infarto. «Nos quedamos con un intenso vacío, pero nos deja su gran legado para siempre. Agradecemos respetar la privacidad de la familia».

El rebelde del acordeón y es el creador de un estilo que combina ritmos colombianos (cumbia y vallenato básicamente) con música norteña, pero también le da por la fusión con rock, rap y lo que se le pare enfrente.

Carlos Monsiváis lo definió como «El acordeonista de Hamelín»; Gabriel García Márquez bailó alguna vez en Monterrey a su ritmo, y el cineasta Alejandro González Iñárritu eligió una de sus canciones para el soundtrack de la película Babel.

¿Quién era Celso Piña?

Celso Piña falleció a los 66 años y fue un autodidacta del acordeón puesto que no asistió a ninguna escuela de música, y solo a base de tocar y ensayar una y otra vez fue que formó su propio estilo. Empezó tocando música regional acompañado de sus hermanos Eduardo, Rubén y Enrique, dando serenatas en el barrio a todas las chicas.

«En Monterrey, la cumbia no era bien vista, y lo que hizo él fue todo un mérito. Ahora existe un público mucho más amplio, y esto se debe a que supo fusionar la música de la región con la vallenata; le puso su propio estilo» comentó en entrevista hace diez años.

A sus casi cuatro décadas de trayectoria musical, Piña ha colaborado con otros grandes artistas como Café Tacvba, Julieta Venegas, Natalia Lafourcade, Los Ángeles Azules, El Gran Silencio hasta llegar a tocar con La Orquesta de Baja California y recientemente lanzar su disco en conjunto llamado “Música es Música”.

¿Y el peor fracaso de Celso?

-Una vez, en Río Bravo, Tamaulipas, llegaron como 15 o 20 gentes. ¡Y eso que veníamos de una gira muy exitosa por Estados Unidos! Así es la vida.